Desde luego el año pandémico que estamos intentando dejar atrás, no ha sido el más feliz para casi nadie.

Pero si hay muchas cosas que me quedaría y que agradezco haber pasado, como fue el intimar con Ana de ¡Portea ranitas!

He encontrado una nueva amiga y compañera profesional con la que compartir nuestras experiencias, pasarlo bien y ayudarnos a crecer, y… ¡no podría estar más contenta!

Ana y su familia son geniales, me encanta hablar con ellos y eso que yo soy muy aburrida por teléfono, me cuesta mucho hasta escribir, me gusta mucho más el cara a cara. Pero se agradece encontrar personas cariñosas que te comprenden, y que son de tú estilo, aunque… ¡estén en Jerez!

Ojalá todo esto pase y podamos hacerles una visita para achucharles muy fuerte e ¡irnos a la playa juntas! Ja ja aj

Hemos hecho un directo juntas y algunos videos más, que podéis encontrar en nuestras redes sociales, por aquí os dejo la colaboración que hicimos hace unos meses y que os puede resultar muy interesante, para que podáis bichearla:

Charla mochilas ergonomicas y evolutivas

Desde luego Ana es una asesora de porteo magnifica y en potencia, así que os recomiendo seguirla con las ojos cerrados.

Y por si queréis echar un ojo a su web, aquí os la dejo también: https://portearanitas.com/

¡Gracias por tanto Ana!

Por la ley llamada LGPD, y ahora también hecho reglamento RGPD, los desarrolladores nos vemos obligados a mostrar un mensaje de si el usuario acepta que usemos cookies. Todo esto se debe en parte por el miedo por las cookies, quizá por el desconocimiento de lo que son o para qué sirven. Estás son simples ficheros de texto en plano que no contienen absolutamente ningún programa. No se ejecutan ni pueden infiltrarse en un ordenador, pero ya puestos a hacer leyes no nos queda otra que obedecer. Éstas cookies, o galletas en castellano, se usan para hacer carritos de compra en tiendas online, almacenando los productos que estas comprando. A veces se usan para asegurar una sesión, evitando gracias a ellas que otros usuarios suplanten la identidad de otros. Más que un peligro para el usuario, que no lo son, son una gran ayuda para todos.    Más información
Privacidad